Aumentan las contrataciones en las farmacias, aunque se sigue abusando de los “eventuales”

La estabilidad económica y normativa que reina en el sector también ha movido el ‘árbol’ de la compraventa de boticas
Madrid
|
08 jun 2018 - 12:00 h
|

La estabilidad económica y normativa que parece reinar en el sector de oficinas de farmacia repercutió positivamente en la empleabilidad y en las operaciones de compraventa de boticas en 2017. Así se desprende de un informe de análisis del sector presentado el pasado 6 de junio por la Asociación Madrileña de Asesores de Farmacia (AMAF).

En lo laboral, y a tenor de lo que recoge este informe, Carlos García-Mauriño, socio fundador de Asefarma, confirma que existe por parte de los titulares “menos miedo a contratar” que en épocas de dificultades económicas en la botica... Unas épocas que parecen quedar atrás “en las que había más reticencias a contratar personal para sustituciones por vacaciones o guardias”, indicó, y que en algunos casos eran solventadas con la propia permanencia del titular.

Ahora bien, como contrapunto a esta mayor empleabilidad, los contratos eventuales o de prácticas siguen predominando en el sector, según constataron en 2017 los despachos que integran AMAF (Asefarma; Gómez Córdoba y Orbaneja Abogados). Para más concreción, los contratos de prácticas son calificados como los “estrella” en este análisis.

Por su parte, Rosa Gómez Soto, socia directora del despacho Gómez Córdoba, fue la encargada de presentar la ‘radiografía’ del área de la compraventa de farmacias, la cual también presenta un balance positivo respecto a ejercicios anteriores. En concreto, el número de operaciones aumentaron en 2017 “y también los precios de las licencias”, ha destacado. A ello no solo ha contribuido la estabilidad jurídica y económica del sector, sino también “la mayor ayuda financiera que prestan las entidades bancarias”, si bien esto está directamente ligado a dicha estabilidad.

Por ello, el precio de las ‘licencias’ —el término que emplea AMAF para catalogar a aquellas farmacias con baja facturación o mal gestionadas en el momento de la compraventa— ha aumentado en torno a un 22 por ciento, si bien son valorados como “razonables” por parte de AMAF. El aumento se debe a que “hay mucha demanda de compra y poca oferta de licencias”, exponen.

Igualmente, se constata que, frente a unos ejercicios pasados en los que se vendían (y se demandaban) ‘licencias’ de farmacias de baja facturación e incluso farmacias VEC (“con el fin último de poder trasladarlas en el futuro”, concretan), ahora se atisba un cambio en el interés del inversor hacia farmacias “desarrolladas” con una facturación anual entre 300.000 y 800.000 euros, matizó la representante de Gómez Córdoba.

Perfiles de comprador y vendedor

Respecto al potencial comprador, el perfil que identifica AMAF corresponde tanto a hombres como a mujeres de edad comprendida entre los 30 – 50 años, que disponen de capital y bienes suficientes para que la operación resulte viable.

Para la gran mayoría de los compradores es su primera farmacia, aunque una minoría viene de trabajar en la industria farmacéutica o bien en otras farmacias por cuenta ajena. En ambos casos, el comprador sigue prefiriendo adquirir una farmacia con local en propiedad.

En cuanto al vendedor, el perfil ha sido más heterogéneo ya que aunque la jubilación ha sido la razón principal de muchos, también hay otra serie de situaciones como el cambio de ubicación o la búsqueda de una mayor facturación.

Ejercicio ‘valle’ en lo fiscal

Mientras, Blanca de Eugenio, gerente de de Orbaneja Abogados, ha centrado su intervención en el área fiscal de la farmacia, la cual destacó por la “tranquilidad” el pasado ejercicio, sin apenas novedades de afectación directa a la farmacia. Tan solo podría ser reseñable la declaración de inconstitucionalidad de la plusvalía municipal o la declaración de nulidad de la cláusula suelo. Respecto a esta última, De Eugenio confirma que se han generado muchas consultas por parte de los titulares “pero las farmacias no se pueden beneficiar de ello”, aclara.

Asimismo, respecto a las obligaciones que tienen ahora las farmacias (al igual que cualquier otro sector) con la nueva normativa de Protección de Datos, desde AMAF se indica que la tónica general es que las farmacias hayan optado por “externalizar” su adaptación y vigilancia contratando un servicio externo. No obstante, sí se recuerda que ello supone un nuevo gasto para las farmacias, las cuales “ya están superadas de obligaciones”, incide De Eugenio.

Por último, desde las entidades que conforman AMAF se avisa de las particularidades que tiene para los titulares la constitución de una sociedad de parafarmacia frente —o complemento— a la tributación en régimen de persona física que tiene la farmacia. “Hacienda vigila muy de cerca la constitución de estas sociedades”, avisa De Eugenio. Esta experta recuerda que, si se da el paso, el área de parafarmacia tiene que ubicarse en un área separada del resto de la farmacia, con una caja y cuentas independientes, y personal propio.

Aviso de una posible ‘burbuja’ en la venta de farmacias VEC en Madrid

“La compraventa de farmacias en situación de viabilidad económica comprometida (VEC) en la Comunidad de Madrid va a cambiar totalmente con la aprobación de la nueva Ley de Ordenación Farmacéutica regional. El precio de estas operaciones va a variar sustancialmente al alza”. Este es el aviso que se lanza desde la Asociación Madrileña de Asesores de Farmacia (AMAF) por la posibilidad que establecerá la nueva LOF regional —cuyo anteproyecto se espera que sea debatido de forma inminente en la Asamblea regional— de introducir una fase de traslados previa a la convocatoria de futuros concursos. Estos traslados podrán efectuarse en todo el territorio de la Comunidad, frente a los movimientos acotados en la actualidad al mismo término municipal en el que ya se ubicase la botica. En la práctica, se podría propiciar un mayor interés (y subida de precios) por estas farmacias que no alcanzan una facturación anual por ventas al SNS superior a los 200.000 euros por esa posibilidad de trasladarse ‘libremente’ a otro municipio (urbano, de mayor tamaño, etc.) en el que ver mejorada su rentabilidad. “Hasta ahora, este tipo de farmacias tienen un precio muy asequible y se venden con un factor multiplicador inferior a 1”, se apunta desde esta asociación, cuando la media nacional habla de un factor multiplicador en las ventas de farmacias de 1,8.

Twitter
Suplementos y Especiales