El Parlamento espera tener su oficina de Ciencia y Tecnología esta legislatura

100 científicos y 100 políticos se reúnen en el Congreso para poner el conocimiento a disposición de la gestión pública
Herramientas
Madrid
|
08 nov 2018 - 16:22 h
|

Que la ciencia entre en el Parlamento no es nuevo. Pero nunca antes lo había hecho como institución, y mucho menos lo había hecho para dar, en lugar de para pedir. Gracias a una histórica jornada celebrada en el Congreso de los Diputados, España hoy está un poco más cerca de hacer realidad el sueño de disponer en el Parlamento de una oficina permanente de asesoramiento en Ciencia y Tecnología, como las que ya existen en otros países, y cuyo objetivo no es otro que poner el método científico a disposición del diseño de políticas específicas. La iniciativa ya está en elaboración y cuenta con el compromiso de todos los grupos parlamentarios. El deseo es que esté lista antes de que acabe la legislatura... Si el tiempo lo permite.

<p>El Parlamento espera tener su oficina de Ciencia y Tecnología esta legislatura</p>

“El Ejecutivo tiene sus medios, pero no así el Parlamento. Es fundamental que los legisladores tengamos una fuente que nos pueda asesorar de forma permanente e independiente”, destacó Ana Pastor, presidenta del Congreso y conductora de la mesa inaugural de la jornada Ciencia en el Parlamento, una iniciativa celebrada en el marco del 40 aniversario de la Constitución y que ha llegado para quedarse.

<p>El Parlamento espera tener su oficina de Ciencia y Tecnología esta legislatura</p>

“No es que la ciencia tenga todas las respuestas, sino que la toma de decisiones informada aumenta las posibilidades de acertar”. Con estas palabras resumió Andreu Climent, promotor de Ciencia en el Parlamento, el porqué de una convocatoria amparada por el éxito de sus cifras de asistencia: casi 100 científicos procedentes del ‘Dream Team’ del sistema; casi 100 políticos de todas las ramas. El objetivo: poner el conocimiento a disposición de la gestión pública. Para preparar el evento, un grupo de expertos se encargó durante meses de recopilar el consenso científico existente en diversas materias. La jornada permitió compartir ese conocimiento con los diputados, y que sus señorías pudieran plantear sus dudas. Sin poner acento en la política científica, sino en lo que la Ciencia puede ofrecer en ingeniería, cambio climático, humanística y, por supuesto, Sanidad.

La Ciencia: una inversión de país

Era inevitable que, en un evento científico, Sanidad no apareciera mencionada como un ejemplo paradigmático. En 1978 se sintetizó la insulina humana. Tres años después estaba en las farmacias, marcando así la supervivencia de millones de personas. “Pero ningún avance científico podrá estar disponible sin las bases de un trabajo en común y democracia. Hoy, aquí, estamos intentando buscar cómo el conocimiento disponible se puede poner a disposición de las personas que toman las decisiones”, destacó el promotor de Ciencia en el Parlamento.

El vínculo con el que sigue siendo el gran reto del sistema, a juicio de los decisores, es evidente. La ciencia genera riqueza, pero hay que dar un paso más, y apostar por la transferencia del conocimiento. “Tenemos mucho conocimiento, tenemos muy buenos grupos de investigación, muy buenas universidades, pero para crecer como país es imprescindible ponerlo en valor y transformarlo en valor añadido. Y en ese salto, en el que estamos algo retrasados respecto a los países de nuestro entorno, es donde debe estar el mayor crecimiento”, puntualizó Ángeles Heras, secretaria de Estado de Universidades, Investigación, Desarrollo e Innovación del Ministerio de Ciencia. No fue la única mención a un foro encargado de aprobar los Presupuestos Generales del Estado. “La Ciencia en un país no es un gasto; es una inversión, y además una inversión de futuro. Porque el futuro optimista que planteamos los científicos necesita fondos y necesita que se sepa en el presente que hay que invertir en talento y en nuevas tecnologías”, declaró Heras.

<p>El Parlamento espera tener su oficina de Ciencia y Tecnología esta legislatura</p>

Inteligencia artificial; Big Data, Nutrición; Terapias Avanzadas y Enfermedades Infecciosas han sido las primeras vías de comunicación abiertas entre científicos y legisladores, pendientes de que la incipiente Oficina de Asesoramiento científico trabaje con la necesaria prospectiva y permita a los futuros asesores —técnicos e investigadores— adelantarse al debate que los parlamentarios tendrán que debatir en los próximos años.

Nunca antes la Ciencia había entrado en el Parlamento como institución, y mucho menos para dar en vez de pedir

Ángeles Heras: “La Ciencia en un país no es un gasto; es una inversión, y además una inversión de futuro”

<p>El Parlamento espera tener su oficina de Ciencia y Tecnología esta legislatura</p>

Ciencia reactiva la coordinación del sistema

El Consejo de Política Científica, Tecnológica y de Innovación, presidido por el ministro Pedro Duque, ha aprobado la actualización del Mapa de Infraestructuras Científicas y Técnicas Singulares (ICTS). El nuevo Mapa está integrado por 29 ICTS, que aglutinan un total de 62 infraestructuras, todas ellas operativas. En la nueva actualización se mantiene el número de ICTS, pero se incrementa el número de infraestructuras por la incorporación de nuevos nodos a las ICTS distribuidas ya existentes.

El Consejo, cuyo objetivo es la coordinación entre los diferentes ámbitos públicos y mejorar la dirección estratégica de las políticas de ciencia e innovación, no se reunía desde el 7 de octubre de 2014. Ha contado con la participación de los 10 ministerios con competencias en I+D+I y con representantes de 16 comunidades autónomas. Las 29 ICTS se han planificado, desde un punto de vista operativo, en ocho ámbitos. Uno de ellos es el de Ciencias de la Salud y Biotecnología.

Twitter
Suplementos y Especiales