Ticagrelor 60mg para el tratamiento de pacientes con antecedentes de infarto de miocardio

Temas relacionados:
Herramientas
|
14 feb 2018 - 08:00 h
|

El arsenal terapeútico actual o

para el tratamiento de los pacientes que han sufrido un infarto de miocardio se amplia con la llegada a España de una nueva dosis e indicación de ticagrelor (comercializado por Astra Zeneca como Brilique) 60 mg. Se trata del único antiagregante plaquetario antagonista de P2Y indicado para el tratamiento ampliado de pacientes con antecedentes de infarto de miocardio mas allá del primer año y que presentan un alto riesgo de padecer un acontecimiento aterotrombótico.

Investigaciones recinetes han demostrado que, aproximadamente, uno de cada cinco pacientes sufrirá otro infarto de miocardio, ictus o muerte cardiovascular en los tres años siguientes despues de un infarto de miocardio, incluso aunque no hayan experimentado eventos despues de 12 meses. En un subanálisis del ensayo Pegasus-Timi 54, que incluye a mas de 16.000 pacientes, se demuestra que el tratamiento con ticagrelor reduce en un 20% el riesgo relativo de muerte cardiovascular, infarto agudo de miocardio o ictus, un 29% el riesgo relativo de muerte cardiovascular y un 20% el riesgo relativo de la mortalidad por cualquier causa. Los resultados de este estudio han respaldado la autorización de ticagrelor de 60mg por parte de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) para esta indicación.

En palabras de Vicente Arrate Estebán, cardiólogo del Hospital General de Alicante y presidente electo de la sección de riesgo cardiovascular y rehabilitación cardiaca de la sociedad española de cardiología (SEC), esta nueva indicación ofrece el beneficio de “ reducir eventos trombóticos, lo que se traduce en disminuir el riego de infartos y morbimortalidad cardiovascular”. Además, según apunta el doctor, “ las cifras nos cuentan que cada vez controlamos mejor la fase aguda pero, sin embargo, sigue habiendo un gran porcentaje de pacientes con eventos meses o años más tarde de su infarto”.

Pese a que existe un mayor conocimiento en materia de la enfermedad cardiovascular, aun tenemos necesidad de optimizar el tratamiento para la prevencion aterotrombótica en los pacientes antiagregados más allá del año del infarto.

Ticagrelor 60mg precisamente aporta ese extra de antiagregación para los pacientes que persisten con riesgo excesivamente alto y que sabemos que tiene alto reisgo de recaídas con las estrategias terapeúticas actuales. El experto también ha destacadom las prioridades que se marcan en el abordaje del infarto de miocardio. “tratar adecuadamente al paciente en la fase aguda, darle una estrategia preventiva adecuada lo antes posible dentro de un programa de rehabilitación cardiaca en el que reduzcan al mínimo las recaídas y los nuevos eventos. Ticagrelor 60mg es una pieza más del puzzle en el manejo de pacientes de más alto riesgo trombótico y hemorrágico no aumentado”.

Por otra parte, el riesgo de padecer un evento aterotrombótico se mantiene elevado durante los cinco años posteriores al infarto. Tal y como ha explicado Manuel Anguita, presidente de la SEC, “este elevado riesgo afecta a un elevado porcentaje muy importante de la población que tiene una enfermedad coronaria por lo que, con esta nueva dosis, los pacientes s3e podrán beneficiar del efecto de reducción de eventos cardiovasculares recurrentes con un menor riesgo hemorrágico”.

La compañía ya comercializaba la dosis de ticagrelor 90mg en España que, administrado conjuntamente con ácido acetisalicílico (AAS), está indicado para la prevención de acontecimientos aterotrombóticos en pacientes adultos durante los 12 primeros meses después de un SCA. En caso del ticagrelor 60mg, existen datos limitados sobre la eficacia y la segurifad del ticagrelor más allá de los 3 años de tratamiento ampliado”.

Twitter
Suplementos y Especiales