Herramientas
|
06 mar 2018 - 08:00 h
|

El Ministerio de Sanidad ha incluido nivolumab (Opdivo por su nombre comercial) en la prestación farmacéutica para el tratamiento de los tumores de cabeza y cuello y linfoma de Hodgkin. Así lo ha anunciado la compañía farmacéutica Bristol-Myers Squibb, que ya comercializa este medicamento para siete indicaciones diferentes.

El coordinador del Español de Linfomas y Transplante Autólogo de Médula Ósea de la Sociedad Española de Hematología y Hemoterapia (SEHH), Ramón García Sanz, ha destacado la importancia de contar con una nueva herramienta dentro del arsenal terapéutico para el tratamiento de un tumor, que es “el más frecuente en la adolescencia y en adultos jóvenes”. El hematólogo ha subrayado que actualmente es una enfermedad que se cura en el 86 por ciento de los casos. Nivolumab supone una alternativa para el 14 por ciento restante. Presenta una ventaja con respecto al tratamiento convencional de linfoma de Hodkgkin administrado en primera línea, su baja toxicidad.

“Estos nuevos tratamientos nos ofrecen una forma distinta de tratar a los pacientes oncológicos. Son terapias que están haciendo que los enfermos respondan, y nos están proporcionando soluciones que antes no teníamos”, ha subrayado Mariano Provencio, presidente del Grupo Oncológico para el Tratamiento de las Enfermedades Linfoides (Gotel). Provencio. Ante la posibilidad de que el fármaco pase a ser utilizado en primera línea, Provencio ha subrayado que “aumentar la tasa de curaciones siempre es rentable”. En este sentido, García Sanz ha destacado sería necesario llevar a cabo un ensayo clínico en fase III.

En cuanto a los tumores de cabeza y cuello, el del Grupo Español de Tratamiento de Tumores de Cabeza y Cuello, Ricard Mesía, ha insistido en la baja toxicidad del fármaco, que también está siendo utilizado en segunda línea para pacientes que sufren este tipo de tumores. Mesía ha subrayado que el oncólogo s encuentra con un problema en la consulta. “El 85 o el 90 por ciento llegan estadios muy avanzados. Los médicos piensan que puede ser una amigdalitis antes que un cáncer y los tratan con atibióticos u otros fármacos”.

Mesía ha puesto de manifiesto que nivolumab ha logrado mejoras en la tasa de curación, la calidad de vida, prolonga la supervivencia y la mantiene. “Tenemos pacientes con tres años. Los estamos convirtiendo en largos supervivientes”.

Además de las siete indicaciones en las que el medicamento está disponible, Roberto Úrbez, vicepresidente y director general BMS España y Portugal, ha destacado que su compañía investiga en 50 tumores diferentes con esta molécula.

Twitter
Suplementos y Especiales