Las compañías atraviesan el techo de cristal

Las políticas que fomentan el talento femenino hacen del sector farmacéutico todo un referente en materia de igualdad
Madrid
|
08 mar 2019 - 13:43 h
|

Si hay un sector que impulse el talento femenino, ese es el farmacéutico. Y es que, a día de hoy, según datos de Farmaindustria, el 52 por ciento del empleo en el sector es femenino, el doble que la media de la industria. En el área de I+D se eleva hasta el 63 por ciento, el más alto de todo el tejido productivo en España. Seis de cada diez nuevas contrataciones son mujeres y el 41 por ciento de los puestos en los comités de dirección de las compañías lo ocupan ejecutivas, 3,4 veces más que la media de las empresas del IBEX-35.

Pero, de todas las compañías que conforman el sector, más de una decena destacan, no sólo por sus porcentajes, sino también por los proyectos que tienen en marcha. Todas ellas forman parte de Mujeres de la Sanidad, iniciativa promovida por Fundamed que busca impulsar el talento femenino en las organizaciones sanitarias en el ámbito de la investigación y la sanidad, las compañías y las administraciones públicas. El conjunto de estas compañías presentan un escenario que supera incluso las cifras anteriormente citadas. Las farmacéuticas de Mujeres de la Sanidad cuentan con una media de empleo femenino del 56 por ciento, mientras la presencia de mujeres en los comités de dirección se sitúa en el 48 por ciento. Los cargos de primeros ejecutivos alcanzan la paridad, con un 50 por ciento ocupados por mujeres.

Seis de cada diez nuevas contrataciones que se realizan en el sector farmacéutico son mujeres

La diversidad es uno de los valores de AbbVie; y es que el 63 por ciento de la plantilla está formada por mujeres; una cifra que ha aumentado un 7 por ciento en los últimos 6 años. Además, el 82,1 por ciento de las personas dedicadas a I+D son mujeres, el 48 por ciento de los miembros de la alta dirección son mujeres y el 57 por ciento ocupa puestos de gerencia. Su director general, Eduardo Leyva, se muestra convencido de que, para transformar la salud de las personas a través de la innovación, “es necesario contar con experiencias y trayectorias de personas muy diversas y tener en cuenta nuevos enfoques e ideas, y eso solo es posible gracias a la diversidad”. Por ello, asegura, “promovemos la igualdad de oportunidades y una gestión inclusiva del talento que permite a todos nuestros empleados ofrecer lo mejor de sí mismos y sentir que su trabajo es mucho más que un trabajo”. Desde 2016, la compañía promueve Vitality, programa basado en los principios de flexibilidad y entendimiento global de las personas para que den la mejor versión de sí mismas.

Existe una relación lineal directa entre la diversidad y la mejor rentabilidad financiera, tal y como señala Rosa Moreno, directora de Recursos Humanos y Comunicación Corporativa de Grünenthal. “En Reino Unido, por cada aumento del 10 por ciento en la diversidad de género entre los altos directivos la rentabilidad creció un 3,5 por ciento”, señala. En la filial española el equipo directivo está formado por un 50 por ciento de mujeres y curiosamente, señala, “somos el país más rentable de todo el grupo a nivel mundial”. Ya en 2010 la farmacéutica creó un Plan de Igualdad y nombró un Agente de Igualdad, con el objetivo de desarrollar unas relaciones laborales basadas en el respeto, la diversidad, el reconocimiento de la igualdad de oportunidades y la no discriminación por razones de sexo, raza o religión, entre otros factores. Algunas fueron la ampliación del descanso por maternidad y paternidad o formación en materia de igualdad dirigida a la plantilla.

Mujeres de la Sanidad busca impulsar el talento femenino en todos los ámbitos del sector sanitario

Entorno inclusivo

GSK es la primera compañía farmacéutica en contar con una mujer presidenta a nivel mundial: Emma Walmsley ocupa el cargo de CEO desde abril de 2017. En España, las cifras de representación femenina en plantilla avalan su con la igualdad en el ámbito laboral, y es que un 54 por ciento de los más de 2000 empleados de la plantilla son mujeres y un 46 por ciento de los puestos directivos o mandos intermedios están cubiertos por ellas. Su presidenta y consejera delegada en España, Cristina Henríquez de Luna, asegura que el objetivo de su compañía “es propiciar un entorno laboral inclusivo, que va más allá de nuestra propia entidad”. Como agentes sociales, apunta, “somos conscientes de que las empresas debemos ser motores que trabajen por generar una sociedad más igualitaria, y es por ello que nos involucramos en múltiples iniciativas, como el programa STEM Talent Girl o el Proyecto Promociona”.

En Merck las mujeres tienen una presencia del 48 por ciento en su Comité Ejecutivo —el triple que la media del IBEX-35—. Y en términos más generales, las mujeres ocupan el 54 por ciento de la plantilla. Una de las grandes iniciativas desarrolladas por la farmacéutica es ClosinGap. Este proyecto, que aglutina ya a 10 grandes compañías de todos los sectores, que representan un total de 800.000 trabajadores, busca “aportar datos objetivos sobre cómo está impactando en nuestra economía como país no aprovechar todo el talento femenino, ya que los números otorgan una contundencia indiscutible”, explica Marieta Jimenez, directora general de Merck en España. El debate, explica, “no es sobre las mujeres, sino sobre la sociedad en su conjunto y cómo es el país que queremos llegar a ser, algo en lo que todos, entidades privadas y públicas, tenemos una responsabilidad y debemos implicarnos”, asegura la directora general de la compañía.

MSD dispone de un consolidado Plan de Igualdad, una Comisión de Igualdad y Conciliación y una agenda completa de acciones para potenciar la diversidad e inclusión. Todas estas iniciativas se traducen en datos específicos: el 50 por ciento del Comité de Dirección en España está formado por mujeres, así como el 62 por ciento de los empleos. Todas estas iniciativas han hecho posible, tal y como explica el director general de la compañía en España y Portugal, Ángel Fernández, que año tras año desde 2012, “hayamos renovado el distintivo de Igualdad en la Empresa, concedido por Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. A este distintivo se suman el sello Top Employer España y Europa, así como el certificado EFR de la Fundación Másfamilia”. Y es que, tal y como apunta Fernández, “en MSD nuestro compromiso con la ética, la integridad, la diversidad, la inclusión y la igualdad de oportunidades es una realidad; pues son valores que formar parte de nuestra cultura de compañía y que son los que nos orientan en la consecución de nuestra misión: trabajar e inventar para la vida”.

El 52 por ciento del empleo en el sector farmacéutico es femenino, el doble que la media de la industria

Mejora en los resultados

En 2006, Novartis creó una política y estrategia de diversidad e inclusión a escala global. Fruto de esta estrategia se elaboró el proyecto “Diversidad & Inclusión: Visión, Estrategia y Modelo de Negocio” para todo el Grupo, que implicó la puesta en marcha de una estructura basada en la diversidad y la inclusión. A nivel global cuenta con el programa Female Leadeship Experience, que promueve el mayor desarrollo de las capacidades y potencial de liderazgo de las mujeres líderes seniors de la compañía. Todas las iniciativas y valores de la compañía se traducen en datos: el 61 por ciento de los empleos están ocupados por mujeres, así como el 51,6 por ciento de los puestos de responsabilidad. Su presidente, Jesús Acebillo, se muestra plenamente convencido del poder de la inclusión. Ésta, dice, “permite abordar las cosas de manera diferente. Nos permite ser innovadores. Nos permite profundizar nuestra comprensión de nuestros pacientes y clientes”.

El 51,5 por ciento de los empleados de Pfizer en España son mujeres y el 40 por ciento de los puestos de dirección están ocupados por mujeres. Además, a través de un Comité de Diversidad, la compañía participa en diferentes iniciativas dirigidas al empoderamiento femenino, entre las que se encuentra Inspiring Girls y Junior Achievement, contribuyendo al cumplimiento del Plan de Igualdad Pfizer para fomentar las vocaciones STEM. El objetivo, tal y como asegura su director general, Sergio Rodríguez, “es hablar de paridad o equidad y que nuestra mente observe bajo esa palabra a cualquier persona independientemente de su sexo”. El día que lleguemos a esa realidad explica, “habremos logrado un clima de igualdad efectiva. Y todos, tanto hombres como mujeres, habremos ganado como sociedad”.

<p>Las compañías atraviesan el techo de cristal</p>

Procesos de selección

Sanofi cuenta desde hace años con un plan de igualdad que contiene varias políticas destinadas a fomentar esta materia, como procesos de selección igualitarios en los que se valora exclusivamente las cualidades profesionales de los candidatos, políticas retributivas equivalentes, medidas para mejorar el equilibrio entre la vida laboral y familiar de los empleados o, entre otras, la creación de una Comisión de Igualdad que vela por el compromiso de todas las políticas implantadas y que se encarga de recoger las sugerencias que los empleados puedan tener en esta materia. En datos, el 50 por ciento de los empleados son mujeres, así como el 67 por ciento de su comité directivo. Su directora general, Margarita López Acosta, se muestra convencida del valor que la igualdad de género y la diversidad en general aportan a la organización en todos los aspectos. “Creemos y apostamos por asegurar las mismas oportunidades de desarrollo y crecimiento profesional entre mujeres y hombres, como base que permite y garantiza la plena incorporación, promoción y desarrollo de la mujer en el ámbito laboral”, dice. Por ello, añade, se puede decir “con orgullo” que Sanofi es un referente en este ámbito.

Cerca del 70 por ciento del comité directivo de Stada está formado por mujeres, al igual que el 51 por ciento de sus empleados. Y es que Stada ha mantenido siempre un fuerte compromiso con la diversidad e igualdad de oportunidades, tal y como apunta su directora general, Mar Fábregas. En este sentido, explica, “ha habido un esfuerzo constante para incorporar esta perspectiva en los valores y la cultura corporativa de la compañía como reflejo de una conducta socialmente responsable”.

La directora general de Takeda, Stefanie Granado, considera que, a pesar de los datos positivos —el 53 por ciento de sus empleados son mujeres y el 44,5 por ciento de los puestos de responsabilidad están ocupados por mujeres— “esta fecha representa una gran oportunidad para realizar un merecido reconocimiento al talento de médicas, enfermeras, farmacéuticas, gestoras, políticas, investigadoras, comunicadoras, etc”. Desde su punto de vista, no podemos seguir percibiendo la salud y la atención a la dependencia “como una cuestión femenina en casa pero masculina y técnica en el ámbito profesional”. Por eso, y aunque la industria sea una excepción, “necesitamos leyes e iniciativas empresariales que promuevan la conciliación, entendiendo como conciliación un equilibrio entre trabajo, familia y tiempo personal”.

Por último, destaca también Boston Scientific. Sus datos muestran también su compromiso por la igualdad. Y es que el 50 por ciento de los empleados de la compañía son mujeres, al igual que el 58 por ciento de su comité directivo.

Twitter
Suplementos y Especiales