La Medicina de Precisión, a la espera de la Administración para prosperar

El último curso de la cátedra MSD-UIMP analiza el presente y el futuro de la medicina de precisión
Herramientas
Santander
|
14 sep 2018 - 14:23 h
|

El pasado 10 y 11 de septiembre tuvo lugar en Santander la puesta de largo del nuevo curso organizado por la Cátedra Extraordinaria MSD-UIMP Salud, Crecimiento y Sostenibilidad. Tal y como apuntó su director, Cesár Nombela, el objetivo de la misma es la creación de un entorno de diálogo y de estímulo de la discusión. En esta ocasión el objeto de dicho debate fue la medicina de precisión. La jornada titulada Perfilando una Estrategia Nacional de Medicina de Precisión en el Sistema Nacional de Salud reunió a especialistas de muy diversos campos no solo para analizar la situación actual de la medicina de precisión, sino para fijar medidas que aseguren el éxito de su implantación en nuestro país. “Nos enfrentamos a una forma de hacer medicina diferente que implica retos científicos, legales y éticos” señaló durante la inauguración del curso Ángel Fernández, director de MSD.

Binomio instituciones-industria

La perspectiva de la Administración acerca de la situación nacional de la medicina de precisión fue ofrecida por María Luisa García-Vaquero, subdirectora adjunta de la Subdirección general de Calidad de Medicamentos y Productos Sanitarios del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social. García-Vaquero explicó que el Ministerio actualmente se encuentra trabajando en la inclusión en el SNS de dos nuevas terapias de células CAR-T, Kymriah y Yescarta. “Son tratamientos disruptivos que generan gran expectativa y demanda social a la que el SNS debe dar respuesta, aunque también tiene que tener en cuenta la sostenibilidad”, afirmó.

Además manifestó su preocupación por la creación de un modelo robusto que permita la fijación de precios y la financiación de estas terapias innovadoras. “El trabajo y la coordinación entre el Ministerio, las comunidades autónomas, los expertos y la industria es fundamental para garantizar el acceso de los pacientes a estas nuevas terapias de forma rápida y para que el manejo del medicamento sea el correcto. Además, hay que ser rápidos en los acuerdos de precio y de financiación para que no se ponga en peligro la sostenibilidad del SNS”, concluyó García-Vaquero.

Por su parte, José Martínez Olmos, portavoz de Sanidad del PSOE en el Senado, recordó las comparecencias que se están realizando sobre medicina de precisión en la Cámara Alta, y que se prevé que lleguen a término a finales de año. “En las ponencias están participando todas aquellas personas que tienen algo que decir en este campo de conocimiento y exponen los desafíos que detectan. Luego los partidos políticos harán recomendaciones de consenso al gobierno”. Además, señaló la equidad como reto principal que se debe solventar. “El Ministerio necesita instrumentos organizativos e institucionales para corregir la inequidad y la desigualdad”, dijo.

Un plan nacional

“La medicina de precisión no es una oportunidad, no es una opción, es una necesidad urgente”. Esta fue la rotunda afirmación de Juan Cruz Cigudosa, presidente de la Asociación Española de la Genética Humana (AEGH). Cruz resaltó la vital importancia de desarrollar una estrategia nacional en medicina de precisión, la cual debe ir dotada de recursos económicos. “España ha tenido suerte porque ha llegado tarde a los planes nacionales por lo que tenemos que aprovechar las experiencias de otros países para hacerlo mejor”, añadió.

Juan Cruz (AEGH): “La medicina de precisión no es una oportunidad o una opción; es una necesidad urgente”

En esta línea, Ruth Vera, presidenta de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), resaltó la importancia de la medicina de precisión en la prevención de las patologías oncológicas. “Lo que va a hacer que se cure el cáncer va a ser debido a las medidas de prevención tanto a través de prevención primaria como de secundaria. La prevención en medicina de precisión es lo más coste-efectivo”, expuso. Sin embargo, admitió que debido a la situación actual del SNS, España no está preparada para incorporar la medicina de precisión. “Un gran inconveniente es que no tenemos receta clínica electrónica en todos los hospitales para poder incorporar toda la información genética. Sin embargo si que estamos en el punto de centrarnos y planificar”, dijo.

El método ensayo prueba-error en un paciente ha caducado ya que supone una pérdida de tiempo y dinero para el sistema sanitario y de tiempo y exposición para los pacientes. Así lo ve Miguel Ángel Calleja Hernández, presidente de la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH). “No hay medicamento menos efectivo que aquel que se utiliza en un paciente que no va a responder” aseveró.

Es necesario el liderazgo por parte de la administración pública para que la medicina de precisión prospere

Finalmente, todos los representantes de las sociedades científicas concluyeron con una reflexión unánime: la adaptación de la medicina de precisión requiere formación e información tanto de nuestros profesionales sanitarios como de los ciudadanos.

Experiencias autonómicas

Galicia.La plataforma de farmacogenómica Innopharma trabaja en el descubrimiento temprano de fármacos mediante genotipado, mientras que Código 100 es un plan innovador que facilita la incorporación al sistema sanitario de nuevas terapias innovadoras y tecnologías.

Extremadura. El proyecto MedeA desarrollará una herramienta para individualizar la prescripción farmacológica permitiendo administrara a cada paciente el fármaco que más se adecue a sus características genéticas.

Andalucía. El Proyecto Genoma Médico tiene como objetivo tiene como objetivo estudiar y caracterizar enfermedades raras de base genética.

Twitter
Suplementos y Especiales