El Índice Global cierra la semana estable gracias a un perfil plano

n El indicador farmacéutico acumula en el año una caída del 7,3 por ciento
Temas relacionados:
Herramientas
Documentación
Madrid
|
02 sep 2016 - 15:00 h
|

El sector farmacéutico cerró la última semana con una alternancia de subidas y bajadas: de los valores que integran el Índice Global 13 cerraron en positivo y otras tantos en negativo. Los movimientos más significativos fueron, por el lado alcista la subida de Pharmamar del 7 por ciento, mientras que por el lado negativo Abbott retrocedió un 2,7 ciento.

El Índice Global cerró la semana con una ligera caída del 0,2 por ciento, comportamiento que contrasta con las subidas generalizadas que hubo en el mercado. En la comparación interanual este indicador presenta una caída del 7,3 por ciento, comparando mal con la media de las bolsas. Faes se anotó en estos últimos días una subida del 0,6 por ciento, cotizando actualmente en 3,3 euros. Su evolución en el último año ha sido positiva, manteniendo una pendiente que ha ido ganando intensidad progresivamente y que le lleva a cotizar en estos momentos en niveles cercanos al máximo anual. Faes acumula interanualmente una ganancia cercana al 50 por ciento, si bien se sigue moviéndose en niveles absolutos muy por debajo de sus referencias históricas.

Grifols cerró la semana en negativo retrocediendo un 1 por ciento y perdiendo la referencia de los 19 euros. Actualmente este valor se mueve en la franja inferior de su rango de variación del último año. Este valor inicio 2016 perdiendo posiciones, manteniendo la línea bajista de finales de 2015, pero a lo largo del presente año Grifols ha mantenido su cotización.

Recuperación

Rovi se anotó una ganancia del 2,1 por ciento, cotizando en 13,5 euros. Este valor marcó su mínimo del año el pasado mes de febrero tras una brusca caída. Rovi se recuperó rápidamente de este retroceso alcanzado su máximo anual en abril cuando superó los 15 euros. En los últimos meses Rovi viene oscilando en una franja entre 13 y 14 euros.

Sanofi también cerró la semana en positivo con una subida del 1,2 por ciento, cotizando en 69 euros. Este valor se sitúa en la franja inferior de su rango de variación del último año, lejos del máximo anual que marcó en octubre del pasado año cuando llegó a superar los 93 euros. Sanofi sufrió un fuerte retroceso entre dicho máximo y el mínimo que registró el pasado mes de febrero en 67,3 euros. Desde entonces el perfil que ha venido mostrando ha sido relativamente horizontal, no exento de ciertas fluctuaciones.

Bayer fue otro valor que también cerró en positivo con una subida del 1,1 por ciento, cotizando actualmente en 96 euros. En el último año Bayer presenta básicamente dos fases bursátiles: bajista hasta el pasado mes de mayo, momento en el que marcó su mínimo anual en 84,3 euros, iniciando entonces un periodo de recuperación que le ha permitido recuperar algunas posiciones pero que ha ido perdiendo inercia en las últimas semanas. En todo caso este valor cotiza con un fuerte descuento en la comparación interanual, del 20 por ciento, comparando mal con la media del sector.

GlaxoSmithkline (GSK) cotiza actualmente en 16,4 libras (19,4 euros), manteniendo su posición de la semana anterior. Este valor se sitúa en la franja superior de su rango de variación del último año. GSK ha mostrado un perfil alcista, con una pendiente moderada hasta el pasado mes de junio, momento en el que experimentó una fuerte subida que le llevó a principios de agosto a su máximo anual, 17 libras (20,1 euros). En las últimas semanas GSK ha venido perdiendo algunas posiciones en su cotización bursátil.

Twitter
Suplementos y Especiales