La Aemps retiene las vacunas de varicela y provoca el desabastecimiento en farmacias

Herramientas
|
03 sep 2013 - 13:31 h
|

El desabastecimiento en oficinas de farmacia de las vacunas de varicela denunciado por las sociedades científicas de pediatría, vacunología y salud pública ha sido causado por la decisión de la Agencia Española de Medicamentos (Aemps) de no liberar nuevos lotes de vacuna desde antes del verano.

El origen de la polémica viene de la intención de la Aemps y, concretamente de su jefe de la División de Productos Biológicos y Biotecnología, Francisco Salmerón, que ha intentado desde hace algún tiempo reducir el uso de la vacuna de la varicela a causa de un supuesto riesgo para la Salud Pública al “cambiar el patrón epidemiológico de la enfermedad desplazándola hacia la edad adulta y por otra parte incrementar el número de casos de herpes zóster”. Así lo explicó la Aemps en un escrito firmado por Salmeron, al que ha tenido acceso EG, con el que pretende “dar soporte a la decisión de no autorizar dosis de vacuna Varivax, salvo las que vayan al sistema de Vacunación Oficial de las Autoridades Sanitarias o a aquellas áreas en que las mismas han decidido vacunar en la primera infancia”.

De este modo, dado que solo Madrid, Navarra, Ceuta y Melilla tienen en su calendario vacunal la administración de estas vacunas a los niños de 15 meses, el objetivo de la Aemps ha sido restringir al máximo la disponibilidad de dosis de esta vacuna en cualquier autonomía diferente a las citadas anteriormente, lo cual generaría inequidades en el acceso a las vacunas por parte de la población en función de su lugar de residencia.

Mal uso por los pediatras

Entre las justificaciones que lanza el jefe de la División de Productos Biológicos de la Aemps para su decisión de bloquear los lotes de vacuna se encuentra un mal uso de la misma por parte de los pediatras. Según Salmerón, “en las CCAA que no recomiendan la vacunación sistemática en pediatría hay un uso elevado de la vacuna Varivax en dicha población como consecuencia del mercado privado y por tanto fuera del Sistema Nacional de Salud y de las recomendaciones de sus Autoridades”. Esta situación, según indica, contraviene la recomendación oficial de dichas CCAA, “incumpliéndose además la propia Ficha Técnica de la vacuna”.

Por ello, y ante el aumento progresivo de este uso” la Aemps ha decidido “paralizar la autorización de dosis para este mercado que no esta dentro de lo que recomiendan las Autoridades Sanitarias”.

Pero la ausencia de dosis disponibles para el mercado privado no parece preocupar a los responsables de la Aemps, que llegan a asegurar que “tampoco se debe considerar que hay un desabastecimiento ya que la falta de vacuna no afecta a los programas de vacunación de las comunidades autónomas” aunque sí limita el derecho a la libre prescripción de los pediatras que sí recomiendan el uso de la vacuna en el calendario vacunal de la Asociación Española de Pediatría.

Twitter
Suplementos y Especiales